Georgia

Georgia

Existe pluralismo, pero aún no hay independencia

El paisaje mediático de Georgia es plural, pero sigue estando muy polarizado. Las reformas emprendidas en los últimos años han contribuido a sanearlo: transparencia respecto a la propiedad de los medios de comunicación, pluralismo de la oferta satelital. Sin embargo, los propietarios de las empresas de prensa siguen controlando los contenidos editoriales. Tras un juicio del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), Rustavi 2, el principal canal de televisión nacional de oposición, volvió a las manos de su antiguo propietario, Kibar Khalvachi, lo que provocó un completo cambio en su línea editorial y la renuncia de la mayor parte de su redacción. Después de este conflicto nacieron dos canales favorables a la oposición. Por otra parte, el canal público local Adjara TV también padece la lógica partidista. Persiste la violencia de la policía contra los periodistas, aunque se registran menos casos; los reporteros también sufren amenazas con frecuencia. La investigación del secuestro de Afgan Mukhtarly aún no ha dado ningún resultado importante. Este periodista azerí exiliado, desapareció en Tbilissi en 2017 y reapareció encarcelado en su país de origen. Un caso polémico en un país conocido por ser un refugio para los disidentes de los países vecinos.

60
en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2020

Clasificación

0

60 en 2019

Puntuación

-0.39

28.98 en 2019

  • 0
    periodistas muertos en 2020
  • 0
    Periodistas ciudadanos asesinados en 2020
  • 0
    colaboradores muertos en 2020
Ver el Barómetro