Siria

Siria

Condiciones de trabajo insoportables

El ejercicio del periodismo en Siria es muy difícil y peligroso. En el país se registran numerosos casos de detenciones, secuestros y asesinatos de periodistas. En 2018 al menos 10 periodistas perdieron la vida en Siria; tres de ellos fueron asesinados en circunstancias poco claras que nunca se elucidaron. La actualización del registro civil permitió confirmar la muerte de cinco periodistas que estaban encarcelados en las prisiones del régimen de Bachar al Assad. Desde el inicio del año decenas de periodistas han huido ante el avance de las tropas del régimen –en particular en las regiones de Ghuta y Deraa–, por temor a ser detenidos. Los periodistas son víctimas de intimidaciones tanto del ejército sirio como de los diferentes grupos armados –entre ellos los extremistas, como el Estado Islámico y Hayat Tahrir al Sham–, así como de las fuerzas kurdas. Han sobrevivido muy pocos de los medios de comunicación creados por periodistas-ciudadanos sirios tras la revolución. Desde marzo de 2018 el gobierno de Siria cuenta con una nueva herramienta de represión en internet: tribunales especializados en cibercrímenes.

174
en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2019

Clasificación

+3

177 en 2018

Puntuación

-7.44

79.22 en 2018

Contactos

  • 0
    periodistas muertos en 2019
  • 1
    Periodistas ciudadanos asesinados en 2019
  • 0
    colaboradores muertos en 2019
Ver el Barómetro