Noticias

4 Diciembre 2015 - Actualizado el 8 Marzo 2016

Elecciones parlamentarias en Venezuela: los corresponsales extranjeros se ven obligados a firmar una “carta de buena conducta”


Para que les autoricen cubrir las elecciones parlamentarias que se celebrarán el próximo 6 de diciembre, los corresponsales extranjeros que trabajan en Venezuela tuvieron que firmar un documento del Ministerio de Comunicación que les hacía comprometerse a respetar ciertas consignas; si no las cumplen les quitarán su acreditación de prensa. El 30 de noviembre de 2015 los periodistas de medios de comunicación internacionales encargados de cubrir las elecciones parlamentarias que se llevarán a cabo en Venezuela el próximo 6 de diciembre se vieron obligados a firmar una extraña “carta de compromiso” elaborada por el Ministerio del Poder Popular para la Comunicación e Información (Minci). En ésta se pedía a los corresponsales que se comprometieran “a no manipular imágenes, audios o textos, para cambiar su sentido, origen o conceptos”, “a transmitir información veraz y oportuna a los usuarios del medio (…) y a respetar en todo momento el proceso democrático y de paz”. Formulaciones voluntariamente vagas que, en opinión de Reporteros sin Fronteras (RSF), podrían constituir un medio de presión y de censura en este periodo electoral. La carta también establece: “En caso de incumplir con todo ello, acepto que se me retire la acreditación otorgada por las autoridades competentes”. De esta manera, el periodista que no respete las consignas ya no podrá trabajar. “Esta censura preventiva impuesta a los medios de comunicación internacionales es intolerable", denunció Emmanuel Colombié, responsable del Despacho América Latina de RSF. "Pedimos al gobierno de Venezuela que no obstaculice el trabajo de la prensa, en particular el de los corresponsales extranjeros. Las autoridades venezolanas deben respetar sus compromisos nacionales e internacionales", añadió. Este es un hecho sin precedentes, señaló el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) de Venezuela, que denunció inmediatamente la maniobra del Minci. Esta medida no respeta los estándares internacionales de libertad de expresión ni el proceso oficial de acreditación de corresponsales de medios de comunicación extranjeros de Venezuela, contemplado en la Resolución N°053 del 27 de abril de 2004, publicada en la Gaceta Oficial N°37930 del 4 de mayo de 2004. Las elecciones del 6 de diciembre son cruciales, con ellas la oposición podría obtener la mayoría en la Asamblea Nacional, lo que pondría en aprietos al presidente Nicolás Maduro, sucesor de Hugo Chávez, cuya posición y poder se han debilitado desde hace varios meses. Desde que fue electo, en abril de 2013, Nicolás Maduro se ha mostrado muy hostil hacia los medios de comunicación independientes. Por el contrario, ha favorecido la creación y el fortalecimiento de los medios de comunicación progubernamentales desde que ascendió al poder. Venezuela se encuentra en el lugar 137, entre 180 países, en la edición 2015 de la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa de Reporteros sin Fronteras.