Noticias

17 Junio 2019

Cumbre del G20: Arabia Saudita debe hacer un gesto importante antes de volver a posicionarse en la comunidad internacional

JUAN MABROMATA / AFP
Arabia Saudita es el país elegido para suceder a Japón en la presidencia del G20, la cual asumirá en 2020; el nombramiento se realizará a finales de junio de 2019 en Osaka. En la cumbre anterior, realizada semanas después del asesinato del periodista Jamal Khashoggi, Arabia Saudita se vio aislada debido a la crisis que este crimen suscitó. Antes de asumir este relevante papel diplomático el país debe hacer un gesto importante. Según registros de Reporteros sin Fronteras, 30 periodistas están encarcelados en el país; nuestra organización pide al reino saudí que los ponga en libertad.


El 28 y 29 de junio próximos se realizará la cumbre del G20 en la ciudad de Osaka, Japón, en la que se nombrará a Arabia Saudita en la presidencia de este grupo de países, cargo que asumirá por periodo de un año, en 2020. Reporteros sin Fronteras (RSF) considera que, a nueve meses del asesinato del periodista Jamal Khashoggi, el reino saudí no puede regresar al escenario internacional sin que los periodistas detenidos en el país sean puestos en libertad. Según nuestros registros más recientes, actualmente al menos 30 periodistas –profesionales y ciudadanos– están detenidos arbitrariamente en el país, que se ha convertido en una de las mayores prisiones del mundo para los periodistas.

“Al asumir la presidencia del G20, Arabia Saudita se encontrará bajo los reflectores internacionales”, subraya Christophe Deloire, Secretario General de RSF. “Consideramos que el reino saudí no puede tener plena legitimidad para asumir este papel diplomático si decenas de periodistas permanecen detenidos en el país, nueve meses después del horrible asesinato de Jamal Khashoggi cometido por agentes del gobierno saudí. La comunidad internacional no puede ofrecer a Arabia Saudita el crédito político de la presidencia del G20 sin que las autoridades del país hagan un gesto importante tras la tragedia ocurrida en Estambul. Pedimos al gobierno de Arabia Saudita que asuma sus responsabilidades y retire todos los cargos presentados contra estos 30 periodistas, secuestrados arbitrariamente, y exhortamos a los países miembros del G20 a que intervengan en ese sentido.

RSF tuvo conocimiento de que en mayo de 2019 la profesora y periodista Hatoon Al-Fassi fuera puesta en libertad provisional, en vísperas del ramadán. Poco antes, en marzo pasado, las autoridades saudíes permitieron que saliera en libertad provisional Eman Al-Nafjan, creadora del blog Saudi Woman y defensora de los derechos de las mujeres. Ambas eran parte de un grupo de once mujeres que, desde hace un año, han sido blanco de una ola de detenciones sin precedentes, acusadas de "tener contactos sospechosos con entidades extranjeras" debido a su relación con medios de comunicación extranjeros, diplomáticos y organizaciones defensoras de los derechos humanos. Estas dos periodistas se encuentran en las listas de RSF enviadas directamente a las autoridades saudíes.

Arabia Saudita ocupa el lugar 172, entre 180 países, en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2019 (https://rsf.org/es/arabia-saudita) elaborada por RSF.