Hieren a balazos a un periodista tras un fallido intento de secuestro; es muy probable que sea obra del crimen organizado

La noche del 5 de noviembre de 2011 Feliciano Gutiérrez Suca, periodista del diario La República, fue herido a balazos cuando se dirigía a su domicilio acompañado de su colega Lourdes Torres Calla, en Juliaca (sur). El atentado estaría relacionado con la información que publicó a principios de octubre, que revelaba la implicación de miembros de la policía local en actividades de contrabando. “Esperamos que este atentado contra Feliciano Gutiérrez Suca sea objeto de una investigación apropiada y que esté acompañada, hasta su fin, de una efectiva protección del periodista. Es difícil no ver aquí la mano del crimen organizado y su posible infiltración en los engranajes de la administración. Es por ello que, teniendo en cuenta los antecedentes profesionales de Feliciano Gutiérrez Suca, también debe investigarse a la misma policía”, declaró Reporteros sin Fronteras. La noche del 5 de noviembre el periodista fue interceptado cerca de su domicilio por dos individuos armados, quienes descendieron de un vehículo estacionado. “Uno me decía que no grite, mientras que el otro me agarró del cuello y luego del pie. Parecía que me querían llevar; pero como puse resistencia, me dispararon a la altura del muslo y se fueron. Cuando corrí hacia unos de ellos, herido, y le quité el chullo, me dispararon por segunda vez”, relató Feliciano Gutiérrez Suca a la prensa. Hace un mes el periodista dio cuenta de un caso de corrupción de efectivos de la Policía Fiscal de Juliaca, que estarían coludidos con un grupo de traficantes conocido como "La Culebra". Pagando sobornos, los traficantes podían transitar por la carretera que pasa por Juliaca escapando a todo control. Basándose en las diligencias fiscales, Feliciano Gutiérrez Suca también denunció diversas irregularidades de la policía, por ejemplo, la falsificación de certificados y el uso de un vehículo de esta división policial para tales actividades ilícitas. Otros periodistas de canales de televisión habrían recibido amenazas tras haber difundido la información publicada por Feliciano Gutiérrez Suca. En nombre de la lucha contra el crimen organizado y las unidades residuales de la guerrilla de Sendero Luminoso, el gobierno peruano decretó desde hace dos años el estado de emergencia en varias localidades de las regiones de Ayacucho, Cusco, Huancavelica y Junín. El 6 de noviembre este estado de emergencia fue prorrogado 60 días más. Estas disposiciones gubernamentales suspenden o limitan algunas libertades fundamentales, como la de reunión y de tránsito. “No obstante, estas medidas no deben afectar el necesario trabajo de investigación que debe llevarse a cabo sobre un tema de interés público tan importante como la criminalidad y el tráfico”, concluyó Reporteros sin Fronteras. Leer también el informe de Reporteros sin Fronteras.
Publié le 07.11.2011
Mise à jour le 20.01.2016