Ana Lalić

Serbia

Se impuso la verdad


El mismo día en que entraba en vigor la ley que otorgaba al gobierno serbio el monopolio de la información sobre el coronavirus, Ana Lalić, periodista del diario digital Nova.rs, fue detenida brutalmente y permaneció en prisión una noche por publicar testimonios de trabajadores sanitarios agotados por la falta de equipo médico. Finalmente, las autoridades reconocieron la veracidad de la información de su reportaje, retiraron los cargos que habían presentado contra ella y derogaron la ley. No obstante, la reportera sufrió amenazas en línea y una violenta campaña de odio en las redes sociales.