Noticias

27 Abril 2016 - Actualizado el 11 Agosto 2016

RSF pide a la justicia peruana que absuelva a dos periodistas acusados de difamación

(Actualizado el 11 de agosto de 2016) Reporteros sin Fronteras acoge con satisfacción la anulación de la sentencia condenatoria por difamación contra el periodista Fernando Valencia, acusado por el expresidente del país Alan García Pérez. La Cuarta Sala Penal de Lima anuló la sentencia contra el periodista peruano, exdirector de Diario 16, el 9 de agosto de 2016.


***********************************************************************

(Publicado el 27 de abril de 2016) Reporteros sin Fronteras (RSF) denuncia las sanciones contempladas en dos procesos por difamación en Perú, contra los periodistas Fernando Valencia y Rafo León, e incita al país a despenalizar los delitos de prensa.


El 18 de abril de 2016 el periodista Fernando Valencia Osorio fue condenado a 20 meses de prisión condicional y a pagar una indemnización de 100 mil soles (unos 27.000 euros) a Alan García, expresidente del Perú, quien lo demandó por difamación. El motivo: en 2014 el periódico Diario16, del que Valencia era director, publicó en su portada una declaración de Ollanta Humala, el actual presidente, en la que éste demando prisión para los políticos corruptos. Aunque Humala no nombro a García, muchos medios locales interpretaron su comentario como referencia al expresidente. Diario16 publicó una foto de García con su titular.


Tan sólo unas semanas después, el popular periodista Rafo León, autor de varios libros de viaje y conductor de un programa de televisión, se encontró en el punto de mira de la justicia por otro caso de difamación: la exeditora general de El Comercio, uno de los diarios de mayor circulación en el país, Martha Meier Miró Quesada, lo demandó por una columna también de 2014, en Caretas, la principal revista de noticias del país, en la que León criticó abierta y duramente los métodos de trabajo de Meier Miró Quesada, así como una editorial que la periodista había publicado atacando a la entonces alcaldesa de Lima. Meier Miró Quesada afirma que León la insultó y humilló en su columna y que ésta fue en parte responsable de que abandonara El Comercio en febrero de 2015. León podría ser condenado a tres años de prisión y a pagar una compensación de 5 millones de soles (cerca de 1.7 millones de euros). La lectura de la sentencia tendrá lugar el próximo 3 de mayo.


"Reporteros sin Fronteras exhorta a la justicia a que absuelva a Fernando Valencia y Rafael León, e incita a las autoridades a despenalizar los delitos de prensa", señaló Emmanuel Colombié, responsable del Despacho América Latina de RSF. "El uso de la difamación penal en estos dos casos es completamente desproporcionado y propicia un clima de autocensura en el país. Es una señal muy negativa respecto a la consideración del trabajo de los periodistas peruanos y un verdadero ataque al principio fundamental de la libertad de expresión", añadió.


La persecución judicial de periodistas por difamación es una práctica muy difundida en Perú. En los últimos cinco años la Asociación Nacional de Periodistas del Perú (ANP) ha registrado más de un centenar de casos similares a los de Valencia y León. Y cada vez, según la Asociación, las penas de cárcel y el monto estratosférico de las indemnizaciones impuestas tienen el mismo objetivo: la quiebra de ciertos medios de comunicación y hacer callar a los periodistas.


Estos dos casos han suscitado un gran debate en Perú, donde la campaña presidencial está en pleno apogeo.


Perú se encuentra en el lugar 84, entre 180 países, en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2016 de Reporteros sin Fronteras.