Noticias

13 Julio 2004 - Actualizado el 20 Enero 2016

Inculpado por difamación el corresponsal de Reporteros sin Fronteras, y encarcelado en espera de juicio


Maka Gbossokotto, director de publicación del diario Le Citoyen, detenido desde el 8 de julio, ha sido inculpado de "difamación" e "injurias públicas", y trasladado a la cárcel central de N'Garaba, en espera de juicio. Fue denunciado por Jean-Serge Wafio, ex director general de la Sociedad de Energía Centrafricana (Enerca), acusado por Le Citoyen de desvío de fondos.
Maka Gbossokotto, director de publicación del diario Le Citoyen, detenido desde el 8 de julio, ha sido inculpado de "difamación" e "injurias públicas", y trasladado a la cárcel central de N'Garaba, en espera de juicio. Fue denunciado por Jean-Serge Wafio, ex director general de la Sociedad de Energía Centrafricana (Enerca), acusado por Le Citoyen de desvío de fondos. La esposa de Maka Gbossokotto ha podido visitarle, comprobar su salud y llevarle algunos efectos personales. ------------------------------------------------ 9 julio 2004 Reporteros sin Fronteras escandalizada por la detención de su corresponsal El 8 de julio, Maka Gbossokotto, director de publicación del diario Le Citoyen y corresponsal de Reporteros sin Fronteras en Centráfica, recibió una citación de la sección de investigaciones de la gendarmería de Bangui, para ser interrogado sobre la base de una denuncia por difamación, presentada contra él por el ex director de la Energía Centráficana (ENERCA), Jean-Serge Wafio. En varios artículos del Citoyen, habían acusado de desvío de fondos a éste último, cesado en sus funciones por el Presidente de la República, François Bozizé, por mala gestión. Al término del interrogatorio, el periodista quedó en situación de residencia vigilada, por instrucción del fiscal de la República. Pasó la noche en la cárcel y, en este momento, todavía no ha salido en libertad. Los periodistas de la prensa privada, pertenecientes a la Agrupación de Editores de la Prensa Privada Centrafricana (GEPPIC) han decidido, por acuerdo de la asamblea general extraordinaria celebrada el 9 de julio, suspender la publicación de todos sus periódicos, hasta que Maka Gbossokotto quede en libertad. "Denunciamos esta detención, que se ha producido en condiciones escandalosas. A nuestro corresponsal le han encarcelado sobre la base de una simple acusación de difamación, y pedimos su libertad inmediata", ha manifestado Reporteros sin Fronteras. "Este asunto dista mucho de ser un caso aislado. Otros dos periodistas, citados el 9 de julio, han preferido no presentarse para no seguir la misma suerte. Todo ello tiene lugar en un contexto de acoso generalizado a la prensa privada. Recordamos a las autoridades los compromisos en favor de la libertad de información, adquiridos a su llegada al poder en marzo de 2003", ha añadido la organización. En dos comunicados oficiales, fechados el 7 de julio, el Ministro de Comunicación centráfricano, teniente coronel Parfait Mbay, dirigió dos serias advertencias a los medios de comunicación independientes. En el primero arremetía contra las "graves derivas constatadas en los últimos tiempos en algunos órganos de la prensa escrita privada independiente, algunos de las cuales son utilizados por determinados compatriotas para desinformar, manipular y perjudicar la imagen de las más altas personalidades del Estado, y de otros compatriotas". A ese respecto, recordó a los directores de publicación de los periódicos en cuestión lo que esperaba de ellos: "Decir la verdad, nada más que la verdad, pero teniendo siempre en cuenta que no todas las verdades se pueden decir". En el segundo mensaje amenazó a esos mismos directores de publicación con cerrar sus periódicos si, el 15 de julio de 2004, no cumplen las condiciones para obtener la autorización de publicar, de acuerdo con los términos de la Ley nº 03/002 del 14 de enero de 2003, relativa a la libertad de comunicación en la República Centráficana. Por tanto, los órganos de prensa privados están obligados a presentar una petición de licencia de explotación, acompañada de un extracto de los antecedentes judiciales del director. Desde el 1 de enero han detenido a tres periodistas y Jude Zossé, director de L'Hirondelle, ha sido condenado a seis meses de cárcel incondicional (aunque luego consiguió un indulto presidencial), por delitos de prensa.