Noticias

21 Noviembre 2019

China: RSF celebra la entrega del Premio PEN Sueco al editor detenido Gui Minhai

Reporteros sin Fronteras (RSF) aplaude la concesión del Premio Tucholsky 2019 de PEN Sueco al editor sueco Gui Minhai, detenido arbitrariamente en China desde 2015 a pesar de sus graves problemas de salud.

El editor sueco Gui Minhai, de 55 años, detenido arbitrariamente en China y que sigue en espera de una fecha para su juicio después de haber sido secuestrado en Tailandia en 2015, recibió el viernes 15 de noviembre el Premio Tucholsky 2019. El galardón lo otorga la organización PEN sueco, una asociación que promueve la libertad de expresión. La ministra de Cultura y Democracia de Suecia, Amanda Lind, entregó el premio a pesar de las amenazas públicas del embajador chino en Suecia, Gui Congyou.

 

"El caso de Gui Minhai nos recuerda que un ciudadano de la Unión Europea puede ser secuestrado y detenido durante cuatro años sin ningún motivo válido y en total impunidad por parte de Pekín", denuncia Erik Halkjaer, presidente de Reporteros sin Fronteras (RSF) Suecia. Por su parte, Cédric Alviani, director de la Oficina de RSF en Asia Oriental, insta a la comunidad internacional a "aumentar la presión sobre China para obtener la liberación de Gui Minhai y de todos los demás periodistas y blogueros detenidos".

 

Gui Minhai es el último arrestado de los cinco "libreros de Causeway Bay" que fueron secuestrados por el régimen chino en 2015. Actualmente está detenido por supuestas "operaciones comerciales ilegales", "divulgación de secretos de estado" y por "pasar tiempo ilegalmente con diplomáticos extranjeros". En 2017, las autoridades chinas le impidieron ver a un médico propuesto por su embajada a pesar de que mostraba síntomas que se corresponden con una enfermedad neurológica grave.

 

RSF ha pedido varias veces la liberación de Gui Minhai y ha presentado su caso al Grupo de Trabajo de las Naciones Unidas sobre la Detención Arbitraria (UNWGAD).

 

China, con al menos 120 periodistas entre rejas, ocupa el puesto 177, de 180 países, en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2019 de RSF.