Noticias

8 Noviembre 2018

Bangladesh. RSF exige la liberación del bloguero Limon Fakir, acusado de blasfemia

Les journalistes et blogueurs qui prônent la tolérance religieuse, comme Limon Fakir (gauche), sont l’objet de harcèlement de la part des groupes fondamentalistes musulmans, comme Islami Andolan Bangladesh, dont les militants réclament la peine capitale à son endroit (photo : archives - AFP).
Reporteros sin Fronteras (RSF) pide la liberación inmediata e incondicional del bloguero bangladesí Limon Fakir, que lleva más de un año y medio detenido sin juicio y cuya última solicitud de libertad bajo fianza la sido rechazada por el tribunal superior de Daca este 6 de noviembre.

Limon Fakir ha pasado hasta ahora un total de 567 días en prisión por el delito de publicar en su blog artículos y videos sobre el fundamentalismo islámico que impregna a un sector de la sociedad de Bangladesh.

 

Sus mensajes hicieron que un miembro de Islami Andolan Bangladesh (IAB), un partido islamista radical, presentara una queja ante un tribunal en la ciudad sureña de Barguna el 9 de enero de 2017, acusando a Fakir de "lenguaje difamatorio contra el Profeta".

 

Detenido el 18 de abril de 2017 y torturado por la policía durante dos semanas, Fakir fue finalmente acusado bajo la famosa sección 57 de la Ley de Tecnologías de la Información y la Comunicación (ICT), que a menudo se utiliza para amordazar a los blogueros y periodistas en Bangladesh. Con 24 años de edad y enfermo de varias dolencias, se enfrenta a una posible sentencia de 14 años de cárcel en un juicio ante el Tribunal Cibernético de Daca.

 

"Exigimos la liberación inmediata de Limon Fakir", reclama Daniel Bastard, director de la oficina de RSF en Asia y el Pacífico. “Su arresto, la tortura a la que fue sometido y su detención interminable son aún más inaceptables, ya que él solo trató de informar a sus conciudadanos sobre el fundamentalismo".

 

"El sistema de justicia de Bangladesh debe respetar el principio de laicidad, que está consagrado en la constitución del país, y, por lo tanto, debe mantenerse alejado de cualquier forma de presión política o religiosa en lo que respecta al manejo del caso contra este bloguero".

 

Explotación política

 

El IAB, el partido extremista que presentó la denuncia contra Fakir, afirma tener 20 millones de simpatizantes. Los dos principales partidos del país, la Liga Awami -en el poder- y el opositor Partido Nacionalista de Bangladesh, trataron de cortejar a esta formación en el período previo a las elecciones generales de diciembre.

 

Ese mismo partido, IAB, también presentó una queja contra Asad Noor, otro bloguero que escribía sobre los excesos fundamentalistas. Noor huyó a la India y desde allí tenía la intención de viajar a Nepal, pero fue detenido mientras estaba en tránsito en el aeropuerto de Daca en diciembre de 2017. Finalmente fue liberado bajo fianza en agosto pasado.

 

La sección 57 de la Ley de TIC, que criminaliza la difamación y la blasfemia en Internet, suele ser utilizada por los islamistas para hostigar a periodistas y blogueros que defienden la tolerancia religiosa, el libre pensamiento y el laicismo.

 

Bangladesh ocupa el puesto 146, entre 180 países, en la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa 2018 de Reporteros sin Fronteras.